BUSCAR en www.olca.cl


- Chile:
Testimonio de la Marcha Carnaval por la Recuperación y Defensa del Agua: 22 de abril de 2013

25 de Abril de 2013

50 kilómetros de dignidad y coraje


Este texto no tiene ni una pretensión, escucho en estos minutos el himno de la alegría (Beethoven), la emotividad esta a flor de piel, el cuerpo absolutamente cansado, pienso en los días anteriores, también en una cita del poeta Cubano José Martí, esa que habla del decoro.

- Hace aproximadamente 7 meses, un grupo de organizaciones socio-ambientales nos reunimos en Santiago en un encuentro organizado por el Observatorio Latinoamericano de Conflictos Ambientales, denominado “Aguante la Vida”, en ese marco, y durante dos días, intercambiamos nuestras experiencias en materia ambiental, en particular, los efectos que ha provocado en la vida de las mayorías sencillas el “vivir sin agua”.

Fueron dos días de relatos conmovedores, todos relacionados con el lucro y la usura de los recursos hídricos, al finalizar, junto a un grupo pequeño de amigos circunstanciales, hoy amigos para toda la vida, sostuvimos que algo más debíamos hacer, en ese momento socializamos la necesidad de decirle al país que un número importante de hombres y mujeres, estaban dispuestos a ponerse de pié, echar a andar, y salir a las calles por la recuperación y defensa del agua.

7 meses pasaron, 7 meses de trabajo silencioso y anónimo, no fueron pocas las desconfianzas que hubo que limar, el interés colectivo prevaleció por sobre los intereses particulares, la construcción de confianzas fue un proceso que derivó en más de 120 organizaciones apoyando la marcha nacional por el agua, y suscribiendo el documento que sintetizó las demandas de los territorios y las comunidades organizadas, fin al lucro, propiedad colectiva y gestión comunitaria del agua, fin a los instrumentos privatizadores, leyes para los ecosistemas fragilizados y nueva institucionalidad hídrica, ahora parece sencillo, pero la estructuración y formato definitivo del documento, fue el resultado de varias semanas de trabajo y revisión.

22 de abril, día de la tierra, día de la Marcha Nacional por el agua, y no fue casual el día escogido, la carga simbólica tiene que ver precisamente con volver a unir la tierra con el agua.

Lo pensamos como una Marcha Nacional, y eso debía ser, una marcha, las Organizaciones del Sur definieron marchar desde Linderos, las del Norte desde Til-Til, ambas para confluir en Santiago, nuestra ambición era que el acto central fuera en la plaza de la ciudadanía, pero la Intendencia de la región Metropolitana, 3 días antes negó el permiso, y a cambio, ofreció la plaza de los Héroes, lugar donde finalmente las Organizaciones confluimos pacíficamente y sin aceptar provocaciones.

Como dirigente de Modatima, y en mi calidad de ser uno de los voceros de la Marcha Nacional por el agua, me correspondió marchar desde Til-Til, específicamente desde la localidad de huertos Familiares, adonde arribamos el día Sábado 20 de Abril a las 18:00 horas.

La llegada de los hombres y mujeres del Norte fue lenta, sin embargo con el paso de las horas el ambiente empezó a cambiar, la comida, el intercambio de experiencias y expectativas, distendió a los que allí estábamos, lo que finalmente nos envió a dormir, al amanecer del día domingo 21, y en la previa a la partida, todos y todas nos reunimos en el comedor del liceo de Huertos Familiares, donde para ser justos, fuimos atendidos con respeto y cariño, Mauricio Ríos Dirigente del Valle del Huasco rompió el silencio, y señaló el recorrido de la marcha, Luis Soto dirigente de MODATIMA, y responsable de la seguridad, dio a conocer los criterios que se seguirían en el trayecto y en cada una de las detenciones, a mí me correspondió dar a conocer los objetivos de la marcha y la arenga antes de partir, habíamos constituido un equipo.

Aproximadamente 100, entre hombres y mujeres fuimos los que iniciamos la marcha la mañana del día Domingo 21 de abril del año 2013, escoltados durante todo el trayecto por Carabineros, al principio partimos muy ensimismados, tal vez pensando en la locura que se nos había ocurrido, cada cierto tiempo rompíamos el silencio con algún grito en contra de las mineras, o recordábamos que el agua era un derecho y no un privilegio, transcurridos 5 o 6 kilómetros aparecieron los tambores y los cánticos, en unos pequeños vehículos llegaron para sumarse a la marcha varios Hare Krishna los que a la postre fueron un incentivo fundamental para continuar adelante.

El primer tramo fue Huertos Familiares-Batuco, las bocinas de aliento se repetían en el trayecto, algunos vecinos tímidamente salían de sus casas a saludar, todo muy dentro del orden presupuestado por Carabineros, sin embargo al llegar al peaje de Lampa dimos una muestra del espíritu y la decisión que nos embargaba, desplegamos los lienzos y por más de 20 minutos nos tomamos literalmente varias cajas del peaje, ante la mirada atónita de los carabineros, de ahí a Batuco donde las organizaciones sociales nos esperaban con fruta, proteínas y agua.

Después del descanso, nuevamente a la carretera, esta vez hasta Quilicura, tal vez el tramo más largo, con un sol otoñal sobre nuestras cabezas, que de otoñal no tenía nada, marchábamos, seguían las bocinas de apoyo, y cuando las fuerzas nos abandonaban, aparecían nuevamente los cánticos, aún en la carretera, y a la entrada de Quilicura, un grupo de vecinos organizados nos recibió con aplausos, agua y helados, la primera emoción fuerte de la marcha y la sensación inmensa de que no estábamos solos.

Al llegar a Quilicura los organizadores de nuestra recepción nos solicitaron pasar por la plaza de la comuna ya que allí se celebraba un acto por el día de la tierra, me correspondió hacer uso de la palabra para explicarle a la comunidad el objetivo de la marcha Carnaval por la recuperación y defensa del agua.

Una vez más, esta vez en la comuna de Quilicura fuimos muy bien recibidos por las organizaciones sociales, las que en una sede habían preparado un acto cultural, que incluía comida, frutas y agua para los caminantes.

La noche del domingo 21 de Abril dormimos en el gimnasio Municipal de Quilicura, los 36 kilómetros de marcha habían hecho estragos en la gran mayoría de los hombres y mujeres, dolores en las articulaciones, plantas de los pies heridas, dolores varios, sin embargo, todos y todas teníamos la convicción de llegar hasta el final, sabíamos que a Quilicura iban a llegar delegaciones de distintas partes del norte, sin embargo, el sueño nos venció, al amanecer del 22 de Abril, y al mirar a nuestro alrededor, nos dimos cuenta que el número de hombres y mujeres había aumentado exponencialmente.

Repetimos el rito en el centro del gimnasio, Mauricio Ríos señaló la ruta, e insistió que el objetivo era llegar a plaza Los Héroes, a mi me correspondió la arenga final.

Antes de reiniciar la marcha nos dimos cuenta de que numéricamente habíamos cambiado, los medios radiales nos llamaban insistentemente, repetíamos las cuñas, “32 años de lucro y usura con el agua de todos y todas es demasiado tiempo”, “queremos que las aguas sean un derecho humano”, “que las aguas vuelvan a ser un bien nacional de uso y dominio público”, “fin al código de aguas”, “queremos que las aguas sean de propiedad colectiva”.

Cuando reiniciamos la marcha desde Quilicura hacia la Plaza los Héroes, -14 kilómetros más-, la mañana del 22 de abril, sólo en ese momento nos dimos cuenta de lo que esto iba a significar, la escolta policial nos llevó por la caletera de Vespucio, cortando por diversos atajos, siempre por lugares poco transitados, sin embargo cuando llegamos a Vivaceta la cosa cambió, la gente salía de sus casas y nos saludaba, los trabajadores de la construcción alzaban sus puños y sus palas, la columna se incrementaba, los bocinazos se repetían, los niños saludaban, y al llegar a Mapocho la emoción simplemente nos hizo un nudo en la garganta, en Mapocho se sumaron miles, se lleno de lienzos, cánticos, fotógrafos, medios radiales, televisivos, sólo atinamos a abrazarnos.

Al pasar por el costado de la estación Mapocho y frente a Aguas Andinas el fervor creció, ahora la columna del norte estaba constituida por miles de hombres y mujeres, todos y todas demandando agua para sus comunidades y territorios, la entrada a la Alameda por Cumming fue simplemente increíble, eran cuadras y cuadras de lienzos, banderas y cánticos.

Habíamos llegado a la plaza de los Héroes, miles inundaban la Alameda, las heridas y los achaques se habían olvidado, al momento de hablar en la plaza señalamos que este era un mensaje para el país, el decoro estaba presente, y la lucha por la recuperación y defensa del agua instalada.

Las fuerzas policiales tenían fuerzas y medios suficientes para la represión, sin embargo una mayoría sencilla y decidida optó por ignorarlos completamente, el protocolo de seguridad había establecido que los voceros podíamos pasar a la Moneda a entregar la demanda del movimiento social que lucha por el Agua, al traspasar los piquetes de Fuerzas Especiales nos tomamos fuertemente del brazo, y caminamos hacia el corazón financiero y político del país, no sin antes gritar durante el trayecto nuestras consignas.

Al ingresar el documento en la oficina de Partes nos preguntaron que era lo que queríamos solicitarle al Presidente, y con fuerza dijimos “QUEREMOS QUE EL AGUA SEA UN DERECHO HUMANO”.

En la suma total, fueron 50 kilómetros desde Til-Til ha Santiago, 50 kilómetros de Dignidad y Coraje, 50 kilómetros que hicimos hombres y mujeres de distintas localidades, ni siquiera nos preguntamos los nombres, con algunos nos conocíamos a propósito de todo el trabajo previo, pero al finalizar este relato, me quedo con el abrazo final de un hombre curtido por el sol del Norte y con quién marche los 50 kilómetros “ DESPUÉS DE ESTO SOMOS HERMANOS Y COMPAÑEROS PARA TODO LO QUE NOS RESTA DE VIDA”.

Por Rodrigo Mundaca
Vocero Marcha Nacional por el Agua, sólo uno más…


Fuente:
http://www.elrodriguista.cl/index.php/m-ambiente/1177-r-mundaca-50-kilometros-de-dignidad-y-coraje

1228

    





Agua / Bienes comunes / Comunidades /

Chile - Agua

Data center de Microsoft avanza en tramitación ambiental y la mayoría de los organismos públicos aprueban adenda complementaria (17/03/2023)

La disputa entre regantes del Río Aconcagua: “La agroindustria produce negocios, la agricultura produce comida” (12/02/2023)

Empresarios del agua alientan la conflictividad social en Aconcagua (08/02/2023)

Tribunal rechazó reclamación que buscaba dejar sin efecto la RCA del proyecto Acueducto San Isidro-Quilapilún, en la Región de Valparaíso (31/01/2023)

Incendios y olas de calor…. ¡más “verdes” por favor! (30/12/2022)

Se agota el agua: informe estima que disponibilidad en las cuencas de la zona centro norte disminuirá en más de 50% (29/12/2022)

Tras cierre de la Unidad de Glaciología y Nieves por parte del MOP: Crece la desprotección de los glaciares en Chile (29/12/2022)

Lucio Cuenca (OLCA) por disolución de Unidad de Glaciares del MOP: “Un despropósito absolutamente nefasto para la política de protección” (29/12/2022)

La reunión de lobby en Colina con Anglo American a la que asistió el ex alcalde Olavarría en favor de una firma de tratamiento de aguas (21/12/2022)

Crece el activismo climático contra los centros de datos de las Big Tech (24/10/2022)

Agua

Mitad de ventas de agua embotellada alcanzaría para dar acceso universal al agua potable (ONU). Internacional (16/03/2023)

FAO: Sin una adecuada gestión del agua no podremos garantizar seguridad alimentaria. Internacional (06/02/2023)

Bienes comunes

Encuentro Defensoras del Territorio: construyendo resistencias comunitarias. Internacional (27/01/2023)

Crean método para luchar contra el monocultivo de eucalipto en Galicia: la experiencia de las brigadas des-eucaliptizadoras. España (16/01/2023)

Comunidades

Comunidades del corredor minero peruano denuncian problemas de salud por extracción de cobre. Perú (05/03/2023)

Indepaz reporta las causas de más de 160 conflictos ambientales en Colombia. Colombia (22/02/2023)


Ver más:
Agua / Bienes comunes / Comunidades /